Revela magistrado Zerpa: la elección del 20 de mayo “no fue libre ni competitiva”

  • admin
  • 7 enero, 2019
  • Comentarios desactivados en Revela magistrado Zerpa: la elección del 20 de mayo “no fue libre ni competitiva”

El Reporte Global

El presidente de la Sala Electoral del Tribunal Supremo de Justicia, Christian Zerpa, quien desertó y se encuentra en Estados Unidos, afirmó que la elección del 20 de mayo “no fue libre ni competitiva”.

Sus declaraciones fueron emitidas en una entrevista para el canal EVTV Miami  realizada en Orlando, Florida.  Zerpa calificó de “legal aunque muy rápida” su designación como magistrado del TSJ, aunque reconoce que fue puesto en el cargo por ser una ficha destacada del Psuv, y aún así se sorprende de que hoy “el TSJ es un apéndice de Miraflores”.

A continuación un extracto de los primeros 12 minutos minutos de la entrevista.

¿Qué hace en Estados Unidos?

-Maduro pretende juramentarse ante el Tribunal Supremo de Justicia y en mi criterio considero que el presidente no se merece una segunda oportunidad por cuanto la elección en la que fue supuestamente electo no fue libre, no fue competitiva, las garantías de integridad electoral que se requieren para determinar que un proceso sea reconocido por la comunidad internacional y los propios venezolanos no estuvieron presentes en el pasado mes de mayo y por lo tanto, en mi criterio, no creo que con mi presencia avale.

¿Por qué no lo dijo antes? Han pasado muchísimos meses de eso…

-Normalmente uno va preparando las condiciones para tomar distintas decisiones, estamos en presencia de una autocracia que ha condenado a muerte inclusive a aquellas personas que no están de acuerdo con su visión particular de ejercicio del poder, y si es una persona que parte del mismo seno del Gobierno, que fue diputado del Psuv, se corre el riesgo de ser perseguido y de ser encarcelado.

-Hay casos en específico, como el del presidente de Pdvsa y exministro de Energía y Petróleo, que por una situación de corrupción han fallecido en la cárcel. Tengo una familia a la que tengo que preservar también y a la que se tomó esta decisión en este momento porque era en el que menos sospechas generaba sobre mi salida del país y mi llegada a EEUU.

-Por lo tanto fue justamente en este momento, cualquiera puede preguntarse: ¿por qué después de tres años de ser magistrado? Es importante decir que uno siempre ha tenido la idea que la lucha se debe hacer desde adentro, y que desde adentro habían voces que propiciaban reflexiones positivas en función de tomar decisiones que buscaran un sano equilibrio, o el respeto a la democracia, sino que también nosotros en esos momentos pensábamos que podíamos contribuir con nuestra presencia a adecentar las situaciones que se venían presentando en el TSJ. Queríamos que las cosas se hicieran respetando los procedimientos, las formas, y no fue posible en este momento.

Ha habido muchas irregularidades justo en el ámbito electoral. La dictadura ha robado elección tras elección, los tres diputados indígenas…

-Nosotros fuimos escogidos por la Asamblea Nacional y el 28 nos toca inaugurarnos por este caso, nos toca incorporarnos al tribunal y nos indican que hay que firmar una sentencia sobre el caso Amazonas y la circunscripción electoral indígena. Nosotros recién llegados al tribunal no teníamos conocimiento sobre los detalles del caso y sobre el expediente, ciertamente había que resolver una cuestión perjudicial, porque hábilmente el Gobierno preparó las condiciones para señalar que había ilícitos electorales en el caso Amazonas, había unas grabaciones, que ponían en tela de juicio la elección, y nosotros en el análisis que había muy por encima de la situación llegamos a resolver la cuestión perjudicial que supuestamente se habían cometido. Hay personas detenidas y para poder aprobar la medida cautelar, que era la suspensión de la elección de los diputados de Amazonas había que resolver.

-Éramos solo dos magistrados de cinco los que pensábamos de esa forma y no podíamos no tomar decisión en función de la medida cautelar de suspender los resultados, porque íbamos a quedar en evidencia de cara al futuro.

Usted no entró en ese cargo para atacar a Nicolás Maduro?

-A mí me escoge Nicolás Maduro para que garantizara desde la Sala Electoral decisiones favorables al Gobierno. Y yo simple y llanamente lo que estoy haciendo con esta decisión de venirme aquí es no seguirme prestando para esta situación porque somos los que le lavamos la cara al régimen en el sentido de que somos personas sobre las que no pueden emitirse condenas o señalamiento de corrupción o de situaciones irregulares, a ellos les interesa tener personas “disciplinadas” y que acaten las órdenes que ellos dan.

-Yo haciendo un análisis de la situación con mi familia, mi esposa, mis hijos, no tenía ningún sentido avalar con nuestra presencia, nuestro apoyo, a un Gobierno que sólo ha traído hambre y miseria a nuestro país.

Con su propia designación, usted violó la Ley. No tenía los requisitos para ser magistrado.

-Los requisitos como tal, sí. El proceso se hizo de manera rauda y veloz pero los requisitos que exigen sí. Tengo 20 años de graduado, renuncié al Psuv mediante un documento firmado por notaría.

Nicolás Maduro le dijo: Lo voy a poner ahí para este determinado propósito…

-Él personalmente no, pero era la intención.

¿Cómo sabe?

-A mí me llamó su esposa, Cilia Flores, y me dijo que tenía que postularme al concurso de magistrados del TSJ.

Le dijo qué esperaba de usted.

-No me dijo, pero de acuerdo a la conducta que he venido manifestando en mi ejercicio como parlamentario, disciplinado, coherente y trabajador, pienso que eso lo valoraron ellos para tomar en consideración mi nombre a los efectos de que me incorporara en el TSJ.

Es decir que lo vieron como un hombre leal a ellos.

-En buena medida sí.

¿Por qué ya no lo es?

-A lo largo de estos años, después de que Maduro llega al poder, nosotros habíamos evaluado su candidatura y no había ningún tipo de señalamientos en concreto en relación con su conducta, al erario público, no habían sospechas fundadas. Uno decidió respaldarlo. Uno lo que ha podido comprobar es que no es tan así, hay personas vinculadas al entorno presidencial que están incursas en hechos de corrupción, y nosotros, mi familia, no están dispuestas a apoyar esta situación.

¿Qué es el peor secreto que le conoce a Maduro?

-Que no hay separación de los poderes, que buena parte de las decisiones que tienen que ver con la política y con el Gobierno son influidas desde Miraflores y por lo tanto el TSJ no actúa con ningún tipo de independencia y es un apéndice del Ejecutivo, cosa que la opinión pública sabe, pero que confirmada por una voz que emana del propio TSJ es reconfirmarlo.

Cada vez que había una sentencia, ¿recibían una llamada de Cilia Flores o de alguien más?

– No tanto como que cada vez, sino en aquellas sentencias que tienen una relevancia política, electoral, o una relevancia político constitucional, obviamente ahí hay unos niveles de coordinación para garantizar que las decisiones que se tomen sean…

¿Cómo son esos niveles de coordinación? Ya me puso el caso de su designación cuando lo llama Cilia Flores pero en caso de una sentencia importante, ¿cómo se coordina eso con el Ejecutivo?

– Hay personas como el exdiputado Elvis Amoroso, que se encargan de verificar que la opinión de Miraflores tenga cabida. Y si no, a veces se citan directamente a los magistrados y se dan las instrucciones…

¿A Miraflores?

-Sí.

¿Se les cita y se les dice qué tienen que hacer?

-Sí. Fundamentalmente los presidentes de Salas.

¿Tiene que ver con eso Cilia Flores o hay otras personas como Diosdado Cabello, alguien más que influya? ¿Quién es el que controla el Poder Judicial?

– Yo creo que el propio presidente Maduro a través de Cilia Flores o él directamente.

Fuente: Canal EVTV Miami
A %d blogueros les gusta esto: